¿Hasta cuándo?


El año pasado, 53 mujeres han sido asesinadas en España por sus parejas… Se dice rápido, pero toca a más de cuatro mujeres por cada mes.

En la mayoría de los casos, conocemos la consecuencia del desenlace, pero desconocemos por completo el origen. ¿Por qué se ha llegado a esta hecatombe?

Todas las medidas para evitar este estrago en la sociedad serán bienvenidas, y toda detección será poca si detrás no hay una verdadera prevención.

Confiar en que la sociedad vaya a detectar tal desgracia, discúlpenme, pero me parece una quimera. Estamos hablando de realidad, señoras y señores, que no de ficción.

No descubramos la fatalidad; por favor, anticipémonos a ella. 

Que… ¿Cómo? Pues con anteojeras no, por supuesto.

Más de 700 mujeres muertas por violencia de género desde que la legislación española aprobara una ley, precisamente, para protegerlas, allá por el 2004.

In crescendo

El acoso escolar o bullying está creciendo año tras año y ya se ha convertido en un verdadero problema.

Según datos del Ministerio de Educación, 4 de cada 100 alumnas y alumnos, sufren en sus propias carnes dicho acoso.

Increíble. Ciencias, Letras, Matemáticas, Idiomas… Y las leyes de la vida, ¿dónde están?


“Sin sentimiento de respeto, no hay forma de distinguir los hombres de las bestias”. Confucio.


Gracias

Bouquet Of Roses : Rojo hermoso se levantó individual aislado en fondo blancoPorque te lo mereces. Porque siempre has tenido tiempo para nosotros. Porque nunca te parece mal nada. Porque eres comprensiva. Porque siempre nos has deseado lo mejor. Porque nos has dado lo que tienes. Porque eres nuestra mejor amiga. Porque si nos ves felices, tú también lo estás.

Porque sabemos que tu vida no ha sido fácil. Que gracias a tu esfuerzo y tesón te has levantado muchas veces, y nos has enseñado a levantarnos.

Contigo hemos aprendido la humildad. Nadie es más que nadie.

Hemos aprendido la perseverancia. Poco a poco y con trabajo conseguiremos lo que queremos.

Hemos aprendido el respeto. A tratar a todas las personas por igual, y no por lo que tienen o son.

Hemos aprendido que no sirve de nada discutir. Con buenas palabras todo se arregla.

Muchas gracias.

Multitud de veces no te hemos comprendido. No entendíamos que tuvieras esa consideración con personas que no la tenían contigo. Esas buenas palabras con todo el mundo. Ese querer hacer todo cuando nosotros no lo creíamos oportuno.

No supimos reconocer tu soledad en determinados momentos. Y sabemos que la has sufrido.

Por todo ello, perdónanos.

Y muchas gracias por ayudarnos cada día a ser mejor persona. Porque nos queda mucho camino por aprender y seguir caminando juntos.

Felicidades, mamá.